martes, 20 de septiembre de 2011

Bolinhos de bacalao brasileños

Me encanta comenzar diciendo que estos son una variedad de los buñuelos de bacalao portugueses pero con todo el sabor de Brasil. El nombre es muy exótico al igual que todo lo que rodea a este país bello, misterioso, con tanto ritmo y alegría.
Remontémonos tiempo atras en las idas y venidas de los barcos portugueses al nuevo mundo, llevando exclavos para la explotación y alimentos que aguantaran largos trayectos en barco como por ejemplo el bacalao salado, el aceite de oliva... y supongo que allí nació esta receta al igual que muchas otras por el resultado de tres culturas muy diferentes; los conquistadores europeos, los exclavos traidos de África y los indios nativos del Sur de América dando como resultado platos tan curiosos como este.
Los exclavos para soportar las duras y continuas jornadas de trabajo a las que estaban expuestos, tenían que alimentarse muy bien y consistentemente usando ingredientes traidos de Europa y que los señoritos desechaban unidos con los que eran de la tierra, como por ejemplo la patata, el chile... Pues en esta receta podemos encontrar tres culturas en una, pensad en ello y reflexionad porque para mí es algo mágico y maravilloso.

Ingredientes:
400 grs. de bacalao deshalado
1 vaso de leche
2 hojas de laurel
400 grs. de patatas peladas y cortadas en cuartos
Aceite de girasol para freir
Un buen manojo de perejil fresco, picado
Un buen manojo de menta fresca, picada
La ralladura de 1 limón
Sal y pimienta
2 huevos ecológicos
1 chile rojo sin semillas y picado fino (opcional)
Harina de maíz
Elaboración:
Se puede empezar esta receta, bien horneando el pescado en una bandeja con la leche y las hojas de laurel tapado con un pliegue de papel de aluminio unos 10 min. o en una cazuela colocando los trozos de bacalao con la leche, el laurel y dejando cocinar a fuego lento unos 15 min. Como prefiráis.
Mientras tanto, en una olla con agua hirviendo ligeramente salada, cocemos las patatas unos 25 min. hasta que estén bien tiernas. Las escurrimos, las echamos en un cuenco y con un pasapuré o un tenedor aplastamos hasta conseguir un puré muy espeso.
El pescado lo dejamos templar y demenuzamos, añadiéndolo al cuenco de las patatas junto con el perejil, la menta picada, la ralladura del limón, un pellizco de sal y pimienta, los dos huevos y el chile, removiendo todo el conjunto hasta que nos quede bien mezclado.
Colocamos una sartén al fuego medio con un poco de aceite de girasol para freir nuestros buñuelitos y mientras tanto vamos haciendo bolitas con el preparado o dándoles la forma que queráis. Las pasamos por harina y las vamos friendo en el aceite bien caliente hasta que estén dorados por todos lados. Luego los iremos colocando sobre papel de cocina para retirar el sobrante de aceite y servimos con una mitad de limón por ejemplo. Ya veréis que ricos están!.

6 comentarios:

Los blogs de María dijo...

Que cosa mas rica por dios, a estas horas que hambreeeee

Manu dijo...

No te imaginas que buenos están María! se que en mi tierra hacemos los buñuelos muy ricos, pero estos como dije, tienen algo mágico! pruébalos y ya verás! bss.

May dijo...

madre mia que rico!!!!!

advinsteven dijo...

It is very yummy me feeling hungry..
psd to html

Manu dijo...

Me alegro May que te haya gustado estos buñuelitos! con tanta historia. Besos.

Manu dijo...

Thanks for your comment, glad you liked this recipe and hope to see much more over here and you'll be very happy as I am cooking! kisses.